El Everest se desplaza 3 centímetros al suroeste debido al terremoto de Nepal

Supone un cambio en la dirección predominante del movimiento de la montaña.

El devastador terremoto ocurrido en Nepal el pasado 25 de abril, de magnitud 7.8, que acabó con la vida de más de 8600 personas, y provocó incalculables daños económicos en el país, ha movido el monte Everest, el pico más alto del mundo con 8848 metros de altura, cerca de 3 centímetros hacia el suroeste.

Así se recoge en el China Daily, donde se indica que la Administración Nacional de Cartografía e Información Geológica de China ha confirmado que fue el primer terremoto, el ocurrido el 25 de abril, y no el segundo, el del 12 de mayo, el que ha desplazado la montaña.

Este desplazamiento ocurre en sentido opuesto al movimiento dominante del Everest hacia el Noroeste, que, durante las últimas décadas, se ha movido a una velocidad de 4 centímetros por año, llegando incluso a aumentar su altura en 3 centímetros durante los últimos diez años.

Este movimiento constante en la zona es debido a la colisión entre las placas tectónicas Euroasiática e Índica, donde esta última se hunde durante la subducción bajo la primera, y provoca la colisión entre ambas. Esto causa el levantamiento del suelo, proceso conocido como orogénesis y origen de la formación de la montaña más alta del planeta Tierra.

Sin embargo, el constante movimiento, en sentido noreste, existente en esta área tectonicamente activa, se ha visto truncado de manera momentánea tras el terremoto ocurrido en abril.
Como se ha observado en las imágenes de satélite de la Agencia Espacial Europea, el sismo hizo disminuir el Everest en 2.8 centímetros en altura, y moverlo horizontalmente en sentido contrario al que llevaba hasta ese momento.

Según Richard Brigs, geólogo del USGS, el Servicio Geológico de Estados Unidos, el movimiento en esta falla habrá afectado fallas cercanas, que actualmente estarían cerca del estado de rotura, lo cual podría originar más terremotos.
“El problema al que nos enfrentamos es el tiempo: no sabemos con certeza dónde están esas fallas ni cuándo van a volver a liberar energía en forma de terremoto”, dijo Brigs a Live Science.

Un dato a destacar por los geólogos es que la falla sobre la que ocurrió el terremoto es considerada como una “falla ciega”, dado que no ofrece indicios de su existencia en la superficie. De este modo, es más difícil saber cuántas veces ha ocurrido previamente un terremoto, así como predecir las probabilidades de que ocurra otra vez.

Hechos como este desplazamiento del gigantesco monte Everest demuestran la inconmensurable fuerza de los procesos geológicos imperantes en la Tierra, y ponen de relieve la necesidad de adoptar medidas de prevención ante catástrofes mediante la información y el conocimiento.

Fuente: China Daily and Live Science

2 comentarios
  1. m
    mintxo Dice:

    Hola.
    He podico vistar hace pocas semanas la zona del valle del khumbu y es impresionante. Poder contemplar estas montaña es una maravilla. Nepal todavía sufre los daños del terremoto y el mejor modo de ayudarles es seguir vistanto el país.

    Responder
    • F
      Francisco Douglas Jarquín Escobar Dice:

      Este monte es una maravilla, no de NEPAL, si no del Mundo entero y hay que buscar de manera científica la posibilidad de cuidarla y protegerla de cualquier otro sismo de mayor magnitud.
      Yo recomiendo que países con mayor tecnología en lo que es GEOLOGIA , de la colaboración en instalar aparatos que capten dichos sismos por leves que sean y que registren estos eventos sísmicos, con el objetivo de prevenir una mayor catástrofe en dicho Monte Everest.. Estas medidas incluso protegerían a toda la población de NEPAL.

      Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad