Ambicioso proyecto para limpiar de plástico los océanos.

Será implementado en el 2016 y podría eliminar en 10 años la mitad de esa basura de nuestros mares.

“La mayor limpieza de la historia”. Así ha sido denominado el ingenioso proyecto de la empresa The Ocean Cleanup, fundada por el joven ingeniero holandés Boyan Slat, mediante el cual se quieren eliminar los residuos plásticos de los océanos del planeta y erradicar así una de las grandes preocupaciones ambientales en la actualidad.

El problema asociado a la contaminación de los mares por el plástico acumulado ocupa y preocupa a los científicos de todo el mundo desde hace más de un siglo.

Según un estudio de la Universidad de Georgia en Estados Unidos, alrededor de ocho millones de toneladas de basura plástica van a parar a los océanos cada año, lo que, como señala Jenna Jambeck, la investigadora que ha liderado el estudio, equivaldría “a tener cinco bolsas de la compra llenas de plástico cada 30 centímetros de costa en cada uno de los 192 países costeros del mundo”.
Parte de estos residuos se acumulan en los denominados “giros”, que son las cinco corrientes subtropicales principales donde se amontonan grandes objetos de plástico, que posteriormente se deshacen en pequeñas partículas.

En esta misma línea, un estudio enfocado en los mencionados giros concluye que más de 5 billones de trozos de plástico, con un peso aproximado de 270.000 toneladas, flotan en los océanos. De estos, una tercera parte se concentra en la llamada Gran zona de basura del Pacífico, o Isla de plástico.

Las consecuencias de este tipo de contaminación en los oceános provoca severos daños, tanto a nivel medioambiental, con la muerte de fauna marina debido a la ingesta de plástico, como económico, donde se ven afectados los sectores de pesca y turismo, y en el que la limpieza de costas conlleva un gasto muy elevado.

Por otro lado, la contaminación derivada de la acumulación de estos residuos en el océano genera también graves perjuicios a la salud del ser humano, ya que las sustancias químicas de los plásticos se incorporan a la cadena trófica, lo cual puede provocar consecuencias fatales como cáncer y malformaciones.

Características técnicas del proyecto

Actualmente, la manera de limpiar los plásticos acumulados es mediante el uso de grandes embarcaciones y redes, lo cual implica un alto coste y tiempo.

Sin embargo, el novedoso proyecto planteado por The Ocean Cleanup pretende mitigar los efectos asociados a este tipo de contaminación mediante el uso de una ingeniosa tecnología, que reduce tanto los costes como el tiempo de recogida de residuos.

Gracias a la instalación de una serie de sólidas barreras flotantes, ancladas en el fondo marino, el plástico, de menor densidad que el agua, se acumula en las mismas siguiendo las corrientes marinas. Al mismo tiempo, la corriente oceánica pasa por debajo de las barreras, evitando de este modo que la fauna marina quede atrapada por la estructura.

Plástios IV

Imagen panorámica de las barreras flotantes generada por ordenador.

Tras esto, una plataforma situada junto a las barreras, que es alimentada por energía solar, agrupa la basura plástica recogida y la deshace en pedazos antes de ser llevada a tierra firme en contenedores, donde puede ser reciclado y transformado en nuevos productos.

Las instalaciones, cuya construcción comenzará en el 2016, en las aguas entre Japón y Córea del Sur, tendrá una longitud del orden de 2000 metros, convirtiéndose en la estructura flotante más larga de la historia.

De este modo, como señala Boyan Slat, “no solamente esta descontaminación inicial contribuirá a limpiar nuestros mares, sino que, al mismo tiempo, se trata de un paso de gigante hacia nuestro objetivo primordial, que es el de limpiar la Isla de plástico del Pacífico. Así, mediante la implementación de este proyecto podremos estudiar la eficiencia y durabilidad de las instalaciones”.

 

En un mundo donde, como si de un axioma irrebatible se tratara, permea en gran parte de la sociedad actual la idea de que el progreso lleva implícito el consumo desmesurado, proyectos como el de The Ocean Cleanup aparecen como abanderados de una nueva corriente encaminada a revertir las atrocidades ambientales perpetradas por el ser humano durante los últimos cien años.

 

 

Fuente: The Ocean Cleanup, El Mundo

Imágenes y vídeo: The Ocean Cleanup

3 comentarios
    • B
      Bruno Fernández Dice:

      Gracias, Juan.

      La fase inicial del proyecto está siendo financiada gracias a una campaña de crowdfunding lanzada por la empresa, en la que, en septiembre del 2014, alcanzaron 2.1 millones de USD, lo que les permitió comenzar esa primera fase.
      Actualmente, y para poder reducir costes en la fase de investigación y desarrollo, cuentan con la colaboración de empresas y asociaciones.

      Como bien dices, esperemos que este proyecto funcione y se convierta en un punto de inflexión…

      Responder

Trackbacks y pingbacks

  1. […] refiere a contaminación se deja ver en casi todos los ecosistemas del planeta, como en el caso de los residuos plásticos que se acumulan en el mar, aunque se pensaba que la fosa de las marianas y los fondos oceánicos eran una excepción. No es […]

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad