Imagen

Un estudio revela la percepción mundial sobre el cambio climático

Sobre un total de 119 países, la investigación identifica la percepción global, así como la valoración del riesgo que implica.

“El número de hipótesis y teorías sobre el cambio climático es elevado. Como es natural, han capturado la atención del público, ya que cualquier prueba de un cambio climático pasado  apunta a la posibilidad de futuros cambios climáticos, lo que inevitablemente tendrá consecuencias importantes para la economía global”.

Con esta frase resaltaba Eduard Brückner, climatólogo alemán, la importancia del papel que desempeña el cambio climático en el escenario de nuestras vidas.
En un estudio desarrollado por la Universidad de Yale en Estados Unidos, se ha puesto de manifiesto, por primera vez en la historia, la percepción que se tiene en el mundo sobre este problema global.

Mediante el análisis de datos recogidos en la encuesta mundial Gallup entre 2007 y 2008, realizada sobre una muestra de 119 países, un grupo internacional de investigadores ha identificado, para el noventa por ciento de la población mundial, los factores que tienen una mayor influencia en la percepción del cambio climático así como de la valoración del riesgo que entraña.

El estudio, publicado en la revista Nature Climate Change el pasado 27 de julio, evidencia un llamativo contraste entre los países desarrollados y los países en vías de desarrollo. Como se indica en la publicación, en Estados Unidos, Europa y Japón, más del noventa por ciento de la población es consciente de la existencia del cambio climático. Sin embargo, en países en vías de desarrollo, sólo una gran minoría lo percibe como algo real, a pesar de que una extensa parte de la población comprende y entiende la existencia de cambios locales de temperatura dentro de los rígidos patrones climáticos de su región.

“En general hemos detectado que del orden de un cuarenta por ciento de adultos en todo el mundo no han oído hablar nunca del cambio climático”, apunta el autor del estudio, Anthony Leiserowitz. “Esta cifra se eleva a más del sesenta y cinco por ciento en algunos países en vías de desarrollo, como Egipto, Bangladesh o La India”.

Otro de los resultados obtenidos en la investigación demuestra que el nivel de educación es el factor dominante a la hora de tener conocimiento del cambio climático.

“Este es el primer estudio mundial donde tenemos datos de opinión acerca del cambio climático de más de cien países, lo cual nos permite contrastar los resultados en todo el mundo”, sostiene el autor Tien Ming Lee, investigador de la Universidad de Princeton.

Por otro lado, como destacan los científicos de este estudio, la percepción del riesgo que trae consigo el cambio climático muestra unas conclusiones totalmente diferentes. A la vista de los resultados obtenidos tras la investigación, se vislumbra una tendencia global contraria a la mera percepción del fenómeno, encontrándose que los habitantes de países en vías de desarrollo lo consideran como una mayor amenaza que la población de países desarrollados.
En este sentido, se han analizado en el estudio los factores que tienen un mayor peso en esa valoración del riesgo, observándose que tanto en Sudamérica como Europa, la población tiende a percibir el cambio climático como una gran amenaza cuando son conscientes de que el ser humano es la causa principal del mismo. Por el contrario, en numerosos países de África y Asia, esta percepción del riesgo está fuertemente asociada a un factor más tangible, como son los cambios locales de temperatura.

Según recoge el estudio, la ralentización del cambio climático implicará grandes reformas políticas, así como cambios en el plano individual en lo que respecta a energía, transporte, consumo y otros aspectos. Del mismo modo, continúa el estudio, con el objeto de adaptarse al impacto derivado de este fenómeno, se requerirán cambios en nuestros actuales hábitos de vida y mayor concienciación por parte de los gobiernos.
“Este estudio aconseja, de manera firme, la necesidad de desarrollar estrategias de concienciación adaptadas a cada país, e, incluso, a cada región”, afirma Lee.
Como añade Leiserowitz, “los resultados indican, al mismo tiempo, que mejorar la educación básica en materia ambiental, y el entendimiento público de la magnitud local del cambio climático, son vitales para conseguir el compromiso y el apoyo para una acción global”.

Estudios como éste demuestran el incalculable valor del conocimiento y cómo la medidas necesarias para su implementación global se erigen como un imperativo moral actual en nuestra sociedad que no puede pasar de largo.

 

Fuente: Nature Climate Change

Imagen: Nature Climate Change

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad