Terraplenes reforzados sobre columnas de mortero. Análisis paramétrico del método Alemán EBGEO.

El tratamiento de los suelos y las técnicas de refuerzo han experimentado un desarrollo significativo en los últimos tiempos, especialmente como resultado de la necesidad de construir sobre terreno blando proporcionando soluciones económicas.

En el diseño de terraplenes que se asientan sobre terrenos blandos, surgen una serie de problemas geotécnicos ligados a la necesidad de altura, como son una baja resistencia al corte y una alta deformabilidad. Estas características suponen a su vez, para los rellenos en terraplenes, problemas de capacidad de carga, asientos intolerables, inestabilidad global o local y en general, deformaciones potencialmente excesivas para las infraestructuras viarias.

Para hacer frente a las preocupaciones mencionadas se pueden utilizar varias técnicas como la precarga, un procedimiento de provocación anticipada de asientos o de mejora de suelos blandos que resulta a veces inaplicable dado el excesivo tiempo necesario para lograr el efecto perseguido. Con frecuencia, el gran espesor de la capa de terreno blando a precargar, y su muy baja permeabilidad, o la combinación de ambos factores, hacen que el proceso de consolidación sea excesivamente lento. Para evitar o paliar este inconveniente se recurre a la construcción de drenes verticales, que aceleran notablemente la consolidación. Otras técnicas son el uso de columnas de gravas, el uso de rellenos ligeros o la realización de la sustitución del terreno blando.

Una técnica en auge para el tratamiento del terreno blando son las columnas de mortero, que se engloba dentro de las técnicas de mejora del terreno, teniendo todas ellas como fin último modificar el funcionamiento tenso – deformacional de un material geotécnico preexistente de forma que su comportamiento sea compatible con los requerimientos de la estructura a soportar. Una utilidad de esta técnica es la construcción de terraplenes reforzados sobre columnas de mortero, que permite una rápida construcción del terraplén sobre terrenos blandos y comprensibles. Una capa de material granular reforzado o no con geosintético se coloca a menudo entre las columnas de mortero y el relleno del terraplén. Esta capa de material granular aumenta la transferencia de cargas a las columnas y reduce la proporción de área de sustitución necesaria de las columnas.

En el presente artículo, elaborado por Mario Sevillano Moro, ingeniero geólogo de Uriel & Asociados, se realiza un análisis del método Alemán EBGEO (German Recommendations for Geosyntnetic Reinforced Earth Structures), método de diseño de terraplenes reforzados con columnas de mortero, y que está desarrollado considerando la disposición del refuerzo geosintético.

 

Descárgate el artículo aquí para más detalles.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad