Dinosaurios del Jurásico, ¿cuáles son?

El Período Jurásico, parte de la Era Mesozoica, se considera el momento de mayor esplendor para los dinosaurios que poblaban el planeta Tierra. Los cambios generales en el ecosistema de esta época histórica fomentaron el origen de nuevas especies de dinosaurios, además de permitir la proliferación de las gimnospermas. 

El Período Jurásico

El Periodo Jurásico se corresponde a un período perteneciente a la Era Mesozoica, entre el periodo Triásico y el período Cretáceo, que comenzó hace aproximadamente 200 millones años. La denominación de este período se debe a la Cordillera del Jura, en los Alpes. Se trata de un período caracterizado geológicamente por la rotura de la Pangea, que dio lugar y fue el origen de los continentes tal y como los conocemos hoy en día, pero que comenzó con la formación de Laurasia al norte y Gondwana al sur.

Además, el nivel del mar aumentó considerablemente, inundando algunas zonas de América del Norte y Europa. En cuanto a la fauna, fue la etapa de mayor riqueza de dinosaurios y permitió la hegemonía de los mismos. El clima cálido y las precipitaciones abundantes permitieron un aumento considerable de los bosques, las junglas y las selvas, los ecosistemas más propicios para el surgimiento de nuevas especies de dinosaurios del Jurásico y para su supervivencia.

El Jurásico a su vez se divide en tres etapas: Jurásico Inferior, Jurásico Medio y Jurásico superior. 

 

Los dinosaurios del Período Jurásico

Como ya hemos avanzado, el Periodo Jurásico supuso un gran desarrollo y la hegemonía de los dinosaurios. Los cambios climáticos y geológicos, donde destaca la escisión de la Pangea, propició la vida en la Tierra, tanto de fauna como de flora. 

Si nos centramos en los dinosaurios del Jurásico, destacan sustancialmente los dinosaurios saurópodos y los grandes reptiles, aunque los pterosaurios seguían siendo predominantes. 

Allosaurus

Se trata de uno de los dinosaurios del Jurásico más feroces, un predador bípedo que medía alrededor de 8 metros de longitud y 3 metros de altura. Este dinosaurio carnívoro, de grandes patas y garras, se alimentaba de otros dinosaurios herbívoros como el Estegosaurio. 

Apatosaurus

Estos dinosaurios cuadrúpedos, de cuello y cola largos, se consideran uno de los dinosaurios más grandes hasta ahora encontrados. Su cola era muy útil, ya que si la golpeaban contra el suelo como un látigo, sonaba parecido a una bomba y podían asustar así a los posibles depredadores. Podían llegar a medir hasta 26 metros de largo y 4 de alto y su alimentación era de base herbívora. 

Brachiosaurus

Junto con los Apatosauros, eran uno de los dinosaurios del jurásico más grandes que han habitado la tierra, llegando a medir 25 metros de largo y 13 metros de altura. No se sabe con exactitud si se trata de dinosaurios terrestres o acuáticos, debido a las características de sus patas y sus orificios nasales,  pero sí se conoce que su alimentación era de base herbívora. 

Brontosaurio

Este dinosaurio es un saurópodo muy parecido al Apatosaurus, y del mismo modo que los anteriores, es considerado uno de los más grandes de la tierra. Su alimentación se basaba principalmente en vegetales como coníferas o helechos. Se caracterizaban por su cuello largo y sus fuertes extremidades, que debían soportar su gran peso, pues medían cerca de 25 metros de largo y 4 metros de alto, por lo que solían pesar más de 15 toneladas.

Camarasaurus

Los Camarasaurus eran dinosaurios saurópodos que caminaban a cuatro platas y eran herbívoros. La característica más importante de estos dinosaurios del Jurásico eran las bolsas o cámaras que tenían en los huesos, que permitían reducir el peso del animal, el cual llegaba a medir 18 metros de largo. Eran presas comunes de terópodos carnívoros como el Allosaurus. 

Cetiosaurus

Este saurópodo medía cerca de 18 metros de largo y pesaba alrededor de 25 toneladas. Sus patas eran mucho más largas que el resto de saurópodos y sus dimensiones eran algo más reducidas, aunque seguían siendo animales de dimensiones importantes. Se alimentaban de plantas debido a su cuello largo y cabeza pequeña.

Compsognathus

Se trata de uno de los dinosaurios del Jurásico más pequeños, llegando a pesar alrededor de 3 kilos. Los restos fósiles encontrados miden cerca de 1 metro, pero no se sabe con certeza si se trata del tamaño original o de una cría. Era un dinosaurio bípedo, que se alimentaba de pequeños vertebrados e insectos. 

Cryolophosaurus

Conocido popularmente como Elvisaurus (comparando su cresta con el peinado de la estrella del rock, Elvis Presley), el Cryolophosaurus vivió en lo que ahora se conoce como la Antártida. Medía alrededor de 8 metros de largo y sus extremidades le permitían correr de forma agilizada, al igual que sus garras le servían para desgarrar a sus presas, por lo que su dieta era carnívora. 

Dicraeosaurus

Estos dinosaurios del Jurásico superior, medían hasta 20 metros de largo y 6 de alto. Contabas con espinas dorsales en las vértebras, de donde viene su nombre. Estas espinas le permitían tener un cuello corto y ancho, muy musculado. Se trata de un dinosaurio herbívoro. 

 

Dimorphodon

Este tipo de pterosaurio del período Jurásico más temprano medía aproximadamente 1 metro de largo, y su dieta era piscívora, aunque no se descarta que se alimentara de otros animales terrestres pequeños. Aunque se cree que era bípedo, algunas huellas sugieren que al andar por el suelo eran cuadrúpedos. Tenían un gran cráneo y un pico bastante fuerte. 

Diplodocus

Se trata de dinosaurios saurópodos de gran envergadura, ya que medían cerca de 37 metros de largo, aunque algunos fósiles sugieren que pudo haber llegado a los 54 metros de largo. Es uno de los dinosaurios que más podemos encontrar en los museos. Se caracterizaba por su larga cola, que le servía para defenderse de los depredadores. 

Mamenchisaurus

Dentro de los saurópodos de finales del período Jurásico, el Mamenchisaurus es un dinosaurio caracterizado por medir entre 16 y 25 metros de largo, con una cola incompleta y con las patas de atrás más altas que las de delante. Se cree que su cuello podría haber medido 15 metros de largo. Era un dinosaurio herbívoro. 

Ornitholestes

El Ornitholestes era un dinosaurio del Jurásico que pertenecía al grupo de saurisquios. Se trataba de un animal carnívoro, que solía vivir en lugares con mucha vegetación que le permitían esconderse para cazar lagartos y mamíferos pequeños. Su longitud era de 200 centímetros y su altura de 80 centímetros aproximadamente. La mayoría de su longitud se debe a su cola, que se considera que era lo que le hacía controlar su estabilidad.

 

Estegosaurio

Estos dinosaurios son los más representados en la actualidad. Vivieron a finales del Jurásico, y se caracterizaban por sus pinchos en la cola y por sus placas a lo largo del cuerpo. Medía hasta aproximadamente 5 metros y se cree que estas placas le permitían regular su temperatura. Además, contaba con cuatro pinchos al final de su cola que le permitían defenderse de sus depredadores. Era un dinosaurio herbívoro por lo que se alimentaba principalmente de coníferas y helechos.

Plesiosauro

Este dinosaurio acuático era uno de los mayores de este ecosistema que vivió durante el Jurásico medio y superior, cuya característica principal era que pese a ser un reptil acuático, tenía a sus crías de forma similar a los mamíferos. Fue uno de los reptiles más grandes de este periodo, llegando a alcanzar los 15 metros de largo, con un gran cuello y patas en forma de aletas. 

Leedsichthys & Liopleurodon

Todos los fósiles de estos dinosaurios han permitido conocer sus dimensiones y reconstruir su forma y características principales. La mayoría se encuentran expuestos en algún museo de dinosaurios alrededor del mundo, por lo que si los visitas podrás hacerte una idea de su tamaño y su forma originales. 

Fuentes:

Mundo Prehistórico, Educapeques, Dinosauriopedia

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad